miércoles, 21 de julio de 2010

¿Fetichismo o turismo sexual?

Hoy voy a probar con un pequeño ensayo o artículo de opinión; espero que nadie se moleste. Podéis leerlo o simplemente ver las fotos.

Parece que cuando sale una nueva web de perfiles, sea de lo que sea, todo el mundo se apunta. Gente que no es para nada oso ni le gustan especialmente los osos se hace un perfil en una web bear, bakala ha acabado siendo un portal de contactos casi con tantos clientes como gaydar y ahora todo el mundo tiene también un perfil en Tu amo. Además en Madrid y Barcelona cada vez están más de moda locales que se denominan a sí mismos fetichistas o de fetichismo y que ofrecen fiestas de temáticas especiales.
Esta mayor apertura, al menos aparente, hacia prácticas sexuales que hasta hace poco se consideraban enfermas y luego simplemente raras en principio está bien: seguramente gente que se guardaba para sí estas fantasías y las reprimía ahora se animará más a ponerlas en práctica. Pero creo que habría que poner las cosas en su sitio y precisar que no es fetichismo todo lo que reluce: que te guste que te den una palmada en el culo mientras te follen no te convierte en un fetichista del spanking. Con esto no critico a nadie, me parece estupendo que te guste dar o que te den una palmada mientras follas, pero ser un spanko es algo diferente.

El spanking no se encuentra, por ahora, entre las prácticas de moda que ofrecen los nuevos locales de sexo, pero es muy llamativo que hace diez años el fetichismo de los pies fuera algo extremadamente raro y que ahora a todo el mundo le encanten las botas militares y las zapas. No sé si los que les han gustado estas cosas desde siempre estarán contentos o no al ver que sus gustos están de moda; por una parte supongo que ahora ligarán mucho más, pero por la otra cada vez les será más difícil tener un lugar de encuentro con gente que de verdad sea como ellos y no turistas sexuales que quieren apuntarse a la nueva moda: quiero decir que se supone que tú entras en una web como tuamo para tratar con gente afín, no con gente que te pregunta que es el spanking, cómo se hace porque quieren convertirse en amos o en esclavos de la noche a la mañana y que te hacen sentir como un friki, que es lo que se supone que quieres evitar entrando en un portal de Internet especializado. Entiendo y me parece muy bien que me pregunten eso en gaydar, pero se supone que si estás en tuamo es porque sabes un poco por donde van los tiros, y quien no lo sabe seguramente debería quedarse en gaydar.
Quien se pregunta que es lo que tiene que hacer para dar o recibir un buen spanking es porque no lo siente: quien es fetichista y durante mucho tiempo, muchas veces desde crío, ha tenido fantasias con este tema, aunque por circunstancias o por miedo nunca se haya atrevido o no haya tenido ocasión de ponerlo en práctica, sabe lo que le gusta. Fetichista, creo yo, se es o no se es, no se aprende. Además, no veo donde está la ventaja en ser fetichista; si ya puede ser complicado aceptarte como gay, los fetichistas tenemos que aceptarnos luego doblemente como fetichistas. No me hago la víctima ni mucho menos, ser fetichista es como ser gay, no se elige y no vale la pena plantearse sus ventajas ni sus inconvenientes, se es así y punto, hay que aceptarlo, disfrutarlo, no avergonzarse y ya está, pero francamente no entiendo a los que no son fetichistas y quieren serlo. Imagino que buscan en el fetichismo una salida a la rutina sexual, pero creo que la novedad les hará gracia mientras sea eso, una novedad, y luego se aburrirán y tendrán que buscarse un fetichismo nuevo.

El problema es que la solución es difícil: tuamo.net está ya totalmente desvirtuado y se ha convertido en un cuarto oscuro de gente que no sabe ni le interesa lo que es la dominación, la sumisión o el s/m, o que los utiliza para compensar sus déficits sexuales. Tampoco me parece que la solución sea abrir un nuevo portal; aunque en principio funcionará bien entre los realmente aficionados, acabará también invadido por los turistas ávidos de novedades. Intentar controlar que sólo puedan acceder los "realmente" interesados, algo así como que te concedan un carné de spanko o de amo o de esclavo, es ponerle puertas al campo.

Con esto no quiero criticar a los que sienten curiosidad en el spanking al ver un blog como éste y quieran probar; todo lo contrario, es uno de mis objetivos y de las razones por las que mantengo el blog. He tenido algunas muy buenas experiencias con principiantes, pero porque yo partía de la base de que no eran auténticos spankos sino curiosos, y ellos a su vez asumían que el encuentro no iba a ser una follada con alguna palmada que otra sino otra cosa. Es decir, como en cualquier actividad sexual, si se respeta al otro, se intenta hacerle sentirse cómodo y se busca el placer de los dos y no sólo el propio, la cosa siempre sale bien.

Origen de las imágenes: video Payin' for it de Manshand films

jueves, 8 de julio de 2010

Grupos en gayromeo y nuevo blog

Un lector ha creado su propio blog, http://spankingtiosandalucia.blogspot.com/, podéis echar un vistazo, disfrutar de las fotos y participar en alguna encuesta. Bienvenido a la blogosfera, amigo.


Para los que uséis Gayromeo, os informo también de que he creado un grupo de spanking en Madrid, spankmadrid, a ver que tal sale, este es el enlace. Necesito un mínimo de quince socios para que se puedan ver las fotos que he subido, así que os invito a que os apunteis. Más adelante iré subiendo más fotos, pero el objetivo principal no es tanto ver fotos (para eso está el blog) sino favorecer el contacto entre los spankófilos que viven en la capital o que la visitan; y también para los turistas de fuera.


Existe ya otro grupo, spankingparatios, muy similar pero cuyo autor vive en Andalucía; os animo a que os hagáis socios de uno de los dos clubes, o de los dos.